Según hemos podido leer en la prensa de los últimos días, las trabajadoras de los establecimiento de la marca Bershka (perteceniente al grupo Inditex) de Vigo, Pontevedra y Vilagarcía de Arosa (Pontevedra), se han declarado en huelga tras la discriminación que afirman estar sufriendo. Dicha discriminación está provocada al no aplicarse el mismo acuerdo que al resto de las dependientas a lo largo de las distintas tiendas de La Coruña. La consecuencia más palpable es la diferencia salarial: en torno a 300 euros al mes en detrimento de las empleadas.

Constitución Española y Estatuto de los Trabajadores

Pese al acercamiento de posturas durante los últimos días entre el Cómité de Empresa y  la dirección de Recursos Humanos, las condiciones propuestas por la marca siguen siendo precarias: una subida de unos 10 euros al mes para aquellas dependientas que trabajen a tiempo completo, y una subida proporcional para quienes desarrollen su labor de forma parcial. Según el equipo jurídico del departamento de Derecho Laboral de Martínez-Echevarría Abogados,  “el proceso a instar es un declarativo de Derechos en el que se solicite la aplicación de dicho Acuerdo y el derecho a percibir el mismo salario que sus compañeros en aplicación del artículo 14 de la Constitución Española y los artículos 4, 17 y 26 del Estatuto de los Trabajadores”.

En este sentido, el artículo 14 de la CE se refiere a la discriminación, pues “los españoles son iguales ante la ley, sin que pueda prevalecer discriminación alguna por razón de nacimiento, raza, sexo, religión, opinión o cualquier otra condición o circunstancia personal o social”. Además, el artículo 4 del ET se refiere a los derechos básicos del trabajador de libre sindicación, negociación colectiva, adopción de medidas de conflicto colectivo, huelga, etc; así como a los derechos en relación con el trabajo. Por otro lado, el artículo 17 hace referencia a la no discriminación en las relaciones laborales, mientras que el 26 se refiere al salario. En este conjunto de artículos encontramos las razones por las que las trabajadoras de Bershka de Pontevedra llevan casi una semana de cierre de dichos comercios.

Si considera que está sufriendo abusos por parte de su empresa, contacte con un abogado especializado

Las trabajadoras de Bershka no han sido las únicas afectadas por la negativa de la dirección de la equiparación laboral del personal, sino que también los empleados de Kiddy’s Class están sufriendo esta discriminación. Estos casos han sido los que se han hecho públicos, pero es probable que otras marcas (grandes y pequeñas) estén discriminando a sus empleados. La defensa de los derechos en favor de los trabajadores es posible: tan solo es necesario contar con un equipo jurídico